ICNr.- PSOE y PRC se han abstenido en la votación del Pleno del Parlamento para aprobar la Ley de Crédito Extraordinario para regularizar y pagar 288 millones de euros en facturas sin consignación presupuestaria anteriores al 31 de diciembre de 2011, que ha salido adelante con el voto a favor del PP, quien les ha reprochado que, con su postura, no digan “sí” a pagar esta deuda que existe, principalmente, con autónomos y pequeñas y medianas empresas, “sólo por no reconocer su responsabilidad” en el “desastre”.
“Muchas gracias, señores diputados por la colaboración”, ha dicho irónicamente a socialistas y regionalistas en el Pleno el portavoz del grupo parlamentario popular de Economía, Luis Carlos Albalá, quien, antes de que se produjera la votación, ha afirmado que en ella se iba a ver a 20 diputados, los del PP, “decir sí” a abonar esa deuda, algo que, a su juicio, no han hecho PRC y PSOE con su voto.

Por su parte, las diputadas de PSOE y PRC, Dolores Gorostiaga y Alodia Blanco, respectivamente, han expresado su satisfacción porque se pueda pagar la deuda, si bien han advertido de que el Mecanismo Extraordinario de Pago a Proveedores, fórmula con la que se pagará la mayor parte de la deuda -a excepción de 18,9 millones que se saldarán con el fondo de contingencia– supone “cambiar de sitio” esa deuda, pasando de tenerla con los proveedores a contraerla con los bancos.

Ambas han insistido en que “no es cierto” que el Mecanismo de Pago a Proveedores del Gobierno de España haya permitido poner la deuda de Cantabria “a cero”, como, según Gorostiaga, ha asegurado el PP, y la socialista ha subrayado que se trata un crédito a 10 años con un interés, a su juicio, “no razonable” del 6 por ciento.

Gorostiaga también ha advertido que el Mecanismo de Pago a Proveedores ha supuesto aceptar ciertas “contrapartidas” del Estado, como un plan de ajuste, con la misma duración que el periodo de amortización del crédito, que ha traído “recortes” a Cantabria en la asistencia sanitaria, educativa o social.

La socialista también se ha quejado de que, en su exposición, la consejera de Economía, Cristina Mazas, parece señalar, a su juicio, que el Mecanismo de Pago a Proveedores se haya creado por parte del Gobierno de España “sólo para Cantabria”, algo por lo que le ha recordado que han sido 14 de las 17 comunidades autónomas, entre ellas varias del PP, las que se han adherido a él al contar con este tipo de deudas.

Por tanto, ha asegurado que estas deudas no se tratan de un problema “exclusivo” de Cantabria ni generados por la “mala gestión” realizada por el anterior Ejecutivo regional (PRC-PSOE) y ha señalado que el PP sólo se refiera a estas deudas como “facturas en el cajón” en las comunidades autónomas donde no gobernaban cuando han surgido, no así en algunas como Castilla y León.

Por su parte, Blanco ha señalado que “hay otra solución” además de las propuestas por la consejera de Economía, Cristina Mazas, para saldar estas deudas –el mecanismo de pago a proveedores o incluirlas en los presupuestos de 2013 con la reducción de disponible, además de la opción de pagar– que es que el presidente regional, Ignacio Diego, reclamara los 590 millones de euros que el Gobierno de Espñaa adeuda a la comunidad autónoma.

Según ha señalado, con esa cantidad se podría haber pagado esa deuda de 288 millones de euros por facturas sin consignación presupuestaria y sobraría “dinero de bolsillo” para otros conceptos.

Además, Blanco también ha lamentado que Cantabria “no se le haya ocurrido” lo que, según ha señalado, ha hecho Andalucia de buscar la fórmula o crear una institución que pueda recurrir al Banco Central Europeo a un interés más bajo, del 1 por ciento frente al 6% del Mecanismo de Pago a Proveedores.

VERBORREA

El portavoz del PP en materia de Economía ha criticado la “verborrea” empleada, a su juicio, por el PRC y PSOE con el intento de “despistar” que el bipartito dejó a deber “cientos de millones”. “Esta ley va de eso”, ha afirmado.

Por otra parte, ha insistido en reprochar el déficit generado por socialistas y regionalistas, ha defendido el Mecanismo de Pago a Proveedores y ha afirmado que “menos mal” que el Gobierno de España lo ha puesto en marcha.

El debate sobre la aprobación de la Ley de Crédito Extraordinario ha comenzado con la presentación del proyecto de ley por parte de la consejera de Economía, quien lo ha defendido usando similares argumentos que en la exposición que realizó la semana pasada en comisión parlamentaria.

En ese sentido, ha señalado que la necesidad de aprobar esta Ley “constata” la “muy deficiente” forma de actuar del anterior Ejecutivo, al que ha reprochado que entre 2008 y 2011superara en 1.500 millones del permitido para Cantabria, algo que, según ha insistido, hará que el Gobierno regional tenga que pagar el próximo años 50 millones de euros de intereses que se podrían haber dedicado a políticas de inversión, educativas, sanitarias o de otra índole.